¿Es Él Más?
Jueves, 28 de Agosto de 2014 09:28

Leer | Colosenses 1.15-20

28 de agosto de 2014

¿Quién es este Jesús? Es una pregunta que ha sido hecha por infinidad de personas durante más de dos mil años. Es, sin duda, la pregunta más importante. ¿Qué respondería usted?

Puede decir: “Él es mi Salvador”. Pero ¿es más que eso? “Bien, Él es el Señor”. Pero ¿es más que eso?

Sí, Él es mucho más. Jesús hizo algo por nosotros que nunca antes había sido hecho: hizo posible que viéramos al Padre celestial de una manera nueva. Pablo dice en Colosenses 1.15 que Jesús es la “imagen del Dios invisible”.

Nadie ha visto jamás el rostro del Todopoderoso. En el Antiguo Testamento, algunas personas estuvieron en su presencia, pero nunca fueron capaces de ver plenamente su gloria. Por ejemplo, Moisés, quien es descrito como amigo de Dios, no pudo mirarlo directamente. Cuando más, lo único que tuvo fue la oportunidad de ver sus “espaldas” cuando el Señor pasaba. Pero nunca vio su gloria divina en plenitud (vv. 18-23).

Pero Jesús vino a tender un puente entre la santa y pura gloria del Padre, y la naturaleza pecaminosa de la humanidad. Como la “imagen” de Dios, el Señor Jesús es la réplica exacta y sin tacha —el reflejo perfecto— de su Padre. Por lo tanto, Él pudo decir: “El que me ha visto, ha visto al Padre” (Jn 14.9).

¿De qué manera podemos saber cómo es el Padre celestial? Conociendo a Jesús. Solamente Él es la demostración y la imagen plena de Dios. Ahora bien, ¿está usted preparado para responder la pregunta? Pida al Padre celestial que le muestre a su Hijo de una manera nueva en este día.

 
¿Era Jesucristo realmente Dios?
Miércoles, 27 de Agosto de 2014 10:36

Leer | Juan 1.1-18

27 de agosto de 2014

La divinidad de Jesucristo es uno de los temas más controvertidos que enfrenta todo ser humano. También es el más importante. Nuestra fe depende de esta pregunta.

Hay muchos que dicen que creen en Jesús y en Dios, pero no creen que Jesús sea verdaderamente Dios. Sin embargo, creen muchas cosas buenas sobre Él. Lo aceptan como un maestro. Se maravillan de Él como sanador. Lo reverencian como filósofo, revolucionario y reformador social. Pero no pueden (o no quieren, más bien) aceptarlo como Señor.

Quiero ser muy claro en este asunto. Usted puede creer todas estas cosas maravillosas en cuanto a Jesús. Puede alabarlo como un profeta enviado por Dios todopoderoso. Pero si no acepta que es uno con Dios —el Salvador que murió por los pecados de usted— entonces no le conoce en absoluto.

Ahora bien, usted puede haber escuchado a personas argumentar que el mismo Jesús en realidad nunca dijo ser Dios. Esto simplemente no es verdad. Una y otra vez en los evangelios, Jesús se pone a sí mismo en pie de igualdad con el Padre y el Espíritu Santo (Jn 10.30; 14.6-14). La verdad es que si Jesús no era verdaderamente el Hijo de Dios, entonces, como apuntó C. S. Lewis, era un loco o el mentiroso más detestable del mundo.

Si usted no sabe la respuesta a esta pregunta, no deje pasar otro minuto sin dar los pasos para conocer la respuesta. Tómese el tiempo para examinar los evangelios. Hable con su pastor o con amigos creyentes. Tome la decisión final y personal en cuanto a esta pregunta trascendental: “¿Era Jesucristo realmente Dios?”

 
<< Inicio < Prev 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 Próximo > Fin >>

Página 1 de 125

Mensajes a Cabina

Horarios de Culto

Culto de Ministración:

Lunes: 6:00pm

Cultos Evangelisticos:

Miércoles: 6:00pm

Viernes: 6:00pm

Escuela Dominical:

Domingo: 8:30am

Culto del Señor:

Domingo: 10:30am

¡Ven Te Esperamos!